Un holandés de buen apetito

Abrió hace unos meses un rinconcito especializado en carnes ahumadas y comida holandesa, Lekker Smokehouse. Esto ocurre en la zona de Palermo donde últimamente se están concentrando las novedades cerveceras y gastronómicas más interesantes, delimitada por las Avenidas Córdoba, Scalabrini Ortiz y Medrano.

Desde afuera, puede pasar desapercibido. Pero una vez que lo pruebes no creo que vuelvas a pasar por al lado sin pensar en si ya es hora de cenar, y en que tu estómago merece una carne blandita, cocinada por horas, con ricas salsas y cerveza.

En la entrada, un pizarrón anuncia las opciones del día, todas llevan carnes preparadas en el ahumador a leña que llena el ambiente de aroma campamentil. Oriana, la moza, está atenta y te explica y recomienda cada plato. Pueden ser unas ribs de cerdo con salsa barbacoa ($200) para chuparse los dedos o sándwich de roast beef agridulce desmechado, con queso derretido, cebolla de verdeo y barbacoa ($150) o de bondiola con cebolla y morrones salteados ($150). Vegetarianos abstenerse.

Su altísimo y simpático dueño, Ronald Pronk, vino de Holanda hace 14 años pero aún mantiene el acento y muchas de las recetas como la ensalada de papa de su mamá, que acompaña a todos los platos junto con las papas fritas, hechas a la perfección (doble cocción). Otros clásicos holandeses son las bitterballen (croquetas de carne con mostaza casera, 6 x $70) y la salsa de maní que acompaña a las empanaditas fritas de cerdo desmechado (2 x $70): opciones ideales para abrir la noche.

Para tomar, ¿qué otra manera de acompañar tanta carne que con una rica cerveza artesanal?  La sirven tirada, bien fría y a un precio amigable para la zona: $70 la pinta. Es marca Boudicca (la misma que sirven en Fukuro Noodle Bar), de buen cuerpo, muy bien lograda. Viene en estilos IPA o Scottish.

Para sentarse, bancos, barra y mesas altas para compartir entre no más de 20 personas. Lo que importa acá no es la estética, sino que brindes al grito de ¡proost!

Lekker Smokehouse queda en Honduras 4416. Teléfono: 4833-3545. Abre de martes a sábados de 20 a 23, y sábados también de 13 a 16.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *